Domingo de Ramos 2019

Hoy, Lunes de Pascua, celebrando la Resurrección de Nuestro Señor, queremos realizar este pequeño resumen de lo que dio de sí una nueva mañana, soleada, de Domingo de Ramos en la Jerusalén Egabrense.

Sin duda, el sol que se abría paso al amanecer del Domingo de Ramos, nos hacía intuir la grandiosidad de la mañana de palmas y olivo que nos tocaría vivir. Sin duda, fue un Domingo de Ramos especial en muchos sentidos, con sabor a despedida y con dobles ganas guardadas en el corazón de cada uno de nuestros hermanos.

Nuestro Domingo de Ramos comenzaba, oficialmente, con la primerá levantá realizada este año por NHD Rafael Mesa Moreno, con motivo del año de su pregón y siendo uno de los miembros de la primera cuadrilla de costaleros de la Hermandad de La Pollinita, que este año cumplía su décima salida procesional.

A las 12 horas se abrían las puertas del convento para que la Cruz de Guía de la Hermandad hiciese su entrada en la Jerusalén Egabrense, seguida de un cortejo formado por pequeños hebreos y capuchones, futuro de la Hermandad y nuestra Semana Santa, así como un cuantioso número de hermanos, capuchones, apóstoles, acólitos, cuerpo de capataces, auxiliares y costaleros.

Sonaba la Marcha Real, y Cabra daba su bienvenida al Rey de Reyes, que transcurría por las calles de su Barrio de San Agustín, haciendo entrada en Carrera Oficial a las 14,05h. Tras un gran desfile procesional, en la que tan sólo hay que lamentar un pequeño incidente con una de las cartelas del paso, concluía una Estación de Penitencia, a las 16,05 de la click here tarde.

Entre los estrenos, cabe destacar los relieves policromados que se han estrenado para el paso de misterio, así como las esquinas que quedaran protegidas por cuatro ángeles turiferarios, los cuáles portan un signo o emblema de cada Hermandad del Domingo de Ramos. Así como, parte del tallado de los laterales de la canastilla del paso, cartelas principales y esquinas traseras, realizadas por el Taller Ortíz-Jurado de Córdoba.

Por último, no podemos olvidarnos, del acompañamiento musical de La Pollinita, a cargo este año de la BCT «Stmo. Cristo de la Expiración», que de una forma solemne, elegante y con gran calidad musical, hizo las delicias de todo aquel que estuvo presente al paso de Nuestro Señor.

 

Pero, desde hace unos años, nuestro Domingo de Ramos no finaliza una vez hace entrada en su templo nuestra Cofradía, si no cuando recibimos a nuestra querida Hermandad del Lavatorio. Un año más, que tenemos que agradecer tan emotivo gesto y felicitarles por su extraordinaria puesta en las Calles de nuestra ciudad.

Se cierra con este Domingo de Ramos, si todo sigue bajo lo normal, una nueva etapa en esta nuestra Hermandad, con la conclusión de la legislatura de nuestro Hermano Mayor D. Antonio F. Ruíz Manjón-Cabeza, que pronto llegará a su fin. Por ello, queremos agradecer a todos nuestros hermanos su entrega y dedicación a esta nuestra Hermandad durante estos ocho años de trabajo.

Una Hermandad, que damos por seguro abrirá una nueva etapa con el mismo cariño, trabajo, devoción a Nuestro Padre Jesús en su Entrada en Jerusalén y dedicación, que ha puesto Antonio y toda su Junta de Gobierno en estos años de trabajo.

Para finalizar, compartimos vídeo del paso de nuestra Cofradía por la calle Martín Belda, revirá con Julio Romero.